Por el piton derecho
Vicente Carrillo cabecera
PUBLICIDAD Don Benito APP
PUBLICIDAD Limpieza Cuenca APP
PUBLICIDAD Citroen anual app movil
SIGUENOS EN
PUBLICIDAD
Cartel Don Benito PC
PUBLICIDAD
Limpieza Cuenca PC
PUBLICIDAD
Villaseca de la Sagra PC
PUBLICIDAD
Citroen anual home
PUBLICIDAD
Restaurante Recreo Peral
PUBLICIDAD
Banner Nazareno y oro anual
PUBLICIDAD
Cisan anual
PUBLICIDAD
Almerge anual
PUBLICIDAD
Bien Porteno
Volver
«Mi mente sólo está puesta en Vistalegre»
Emilio de Justo espera y desea triunfar el próximo 17 de febrero en Vistalegre.//PD
Emilio de Justo se conjura para la gran cita

«Mi mente sólo está puesta en Vistalegre»

Darío Juárez

Posiblemente el darse a conocer no deja de ser un sinónimo de publicitarse, con el único lucro en primera instancia de ofrecerse a la opinión pública a partir de hechos que hagan que ello se fragüe. Es por ello que la antítesis de un torero es el camino al olvido si todos esos hechos no toman puerto. Sin embargo, sólo olvidan los cobardes, porque el mundo se hizo para los valientes. También dicen que hay trenes que solo pasan una vez pero, ¿hacia dónde? Francia: ¿exilio o fuente de sabiduría?, ¿quién marca el itinerario de un torero si no es el toro? La hoja de ruta de su carrera ha sido dictada en gran medida por el hierro de Victorino Martín. Y la misma ha querido que el 17 de febrero Emilio de Justo sea el benjamín del cartel que homenajea a este ganadero de leyenda en Vistalegre. Madrid siempre es la llave que marca la temporada y por ello dará el pistoletazo de salida.

Emilio de Justo, Victorino Martín y viceversa. Una vez más. Otra tarde de la mano y un brindis al cielo que ha de ser infinito. «Creo que esa tarde va a ser muy emotiva para mí por el recuerdo a un ganadero de leyenda, por hacer el paseíllo en una plaza con tanta solera y tan pronto», comenta el diestro extremeño.

Es por ello que sabe a la perfección que no hablamos de Las Ventas, pero pisar Madrid y con su público, hace intuir responsabilidades añadidas, entre las que destaca la integridad del toro y de la lidia. «Esto es la Fiesta, la gente quiere ver al toro y disfrutar de una corrida en su total integridad; el toro va a salir y ahí estaremos para homenajear a Victorino y dar una tarde que quede en el recuerdo».

Francia como estandarte y guía de su camino tras una temporada muy notable, rayando a gran nivel en la mayoría de sus actuaciones. ¿Cómo llega Emilio de Justo a esta cita con la historia? «Ilusionado y motivado, ya que llevo mucho tiempo sin torear en Madrid. No es Las Ventas, pero Vistalegre tiene ese sabor especial y tras la bonita temporada que he echado en Francia, el aficionado madrileño tiene ilusión por verme». Así pues, añade, «¿qué mejor escenario que ese con la corrida de Victorino para poder expresarme como torero?».

En la inauguración del cartel se citó la ligazón de su carrera profesional a la casa de la A coronada. Emilio asegura que incluso no estando en carteles donde se anuncian los grises de Las Tiesas, solo el hecho de verlo ya es significante. Además, solo la historia de esta vacada dota de significado a cualquier festejo. Por ello afirma con rotundidad que «hablar de Victorino es hablar del toro y hablar de leyenda; esas dos palabras son las que mejor lo definen y para un torero en mi situación, estar a la altura con un hierro tan legendario es muy importante».

Son palabras que reflejan el entusiasmo de un torero porque llegue ese día para vestirse de luces, aunque admite que no sabe lo que el futuro le va a deparar tras su paso por La Chata de Vistalegre. «A un torero le podrán salir las cosas como le salgan, pero ha de ir con disposición a intentar plasmar esa faena que siempre lleva dentro, para poder expresarlo y que la gente disfrute viéndolo torear; para mí no hay otra», argumenta. Asimismo, el extremeño añade que ahora mismo «mi mente está en Vistalegre, con la responsabilidad añadida de estar delante de esta ganadería y de dos toreros muy buenos como son Curro Díaz y Daniel Luque, a los que admiro mucho».

Es el inicio de la temporada. El génesis del ciclo taurino español y, por tanto, la llave que abre las puertas de las ferias importantes, tanto de primera como de segunda y tercera categoría. Emilio es consciente de ello: «Es una fecha en la que no ha empezado la temporada todavía y creo que un triunfo me podría ayudar bastante; sería un toque importante de atención que a mí me vendría muy bien». No en vano, «con esa motivación y esa ilusión vivo el día a día y en manos de Dios está que pueda dar una tarde de toros importante y triunfar, que es lo que realmente quiero».

Sigueme en Twitter Sígueme en Twitter @dariojc21
Comparte y comenta esta noticia: